Sigue la dieta de las 1200 calorías para perder peso fácilmente

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

La dieta de las 1200 calorías para perder peso es una buena opción si lo que buscas es bajar unos kilos de más de forma rápida, pues se sigue por períodos cortos de tiempo. Es un plan de alimentación bastante restrictivo, así que te recomendamos visitar a un especialista. Conoce cuáles son los beneficios y desventajas de una de las dietas más usadas hoy en día.

¿Qué es la dieta de las 1200 calorías para perder peso?

La dieta de las 1200 calorías para perder peso entra dentro de las famosas dietas hipocalóricas, que consisten en consumir menos calorías de las que se queman a durante el día. En la dieta de las 1200 calorías, como su nombre indica, se limita la ingesta de calorías diaria a 1200. Es una de los planes de alimentación más recomendados por dietistas y nutricionistas para bajar de peso, pues sus resultados son bastante rápidos y es posible apreciarlos a simple vista.

Si estás interesado en acogerte a este plan, te recomendamos visitar a un especialista. Es muy importante que antes de somerterte al régimen de las 1200 calorías conozcas las calorías diarias que tu cuerpo necesita a través de un estudio del gasto metabólico basal. Tienes que saber cuántas calorías necesita tu cuerpo para funcionar y sumarle las calorías que se gastan con la actividad física (movimientos necesarios como caminar) más las que se queman con el ejercicio (en caso de practicarse)

Con la edad, la eficacia de estas dietas no es que se reduzca, sino que pueden tardar más tiempo que si se hacen en la veintena, por ejemplo. La edad ralentiza considerablemente nuestro metabolismo.

Con la dieta de las 1200 calorías puedes bajar de peso fácilmente

¿Cómo seguir la dieta?

Desde Healthline recomiendan reducir el consumo calórico diario en 500-750 calorías al día. En el caso de las mujeres, la dieta de las 1200 calorías para perder peso es ideal; para los hombres, es mejor una ingesta de 1500 a 1800. También es importante destacar que los planes de alimentación como el de las 1200 calorías deben de seguirse por períodos cortos de tiempo (semanas o meses). Una vez conseguido el objetivo, entonces es necesario pasarse a un régimen de mantenimiento.

Con esta dieta tendrás que calcular, durante todo el tiempo que estés a régimen, la cantidad de calorías que tiene cada alimento que consumas para asegurarte de que estás ingiriendo las 1200 calorías; ni más, ni menos. Es por eso que es recomendable que un especialista siga tu progreso: con un plan de alimentación ya elaborado, te olvidas de contar en el supermercado las calorías de cada cosa que vayas a comprar.

¿Qué tipos de alimentos se pueden consumir?

Básicamente tienes que consumir alimentos bajos en calorías y sin grasas (o bien, bajos en grasas). Debes desterrar por completo la bollería industrial, las bebidas con gas y los alimentos procesados. Aunque nosotros te recomendamos suprimir el pan, puedes optar por uno integral, en caso de que no perdones una ración de pan en la comida, o por ejemplo, si desayunas tostadas.

En cuanto a las bebidas, es indispensable consumir, por lo menos, 2 litros de agua al día; y, por supuesto, no más bebidas alcohólicas. Te aconsejamos cambiar el azúcar por edulcorante si eres adicto a la cafeína y, si te preparas algún batido, sugerimos incluyas en la dieta el sirope de agave. Otra de nuestras recomendaciones es sustituir la leche baja en grasas por bebidas vegetales: coco, avena, almendras, arroz o soja.

Beneficios de la dieta de las 1200 calorías para perder peso

Con esta dieta la pérdida de peso está garantizada: siguiendo el régimen de manera estricta es posible que pierdas hasta 1 kilo a la semana. No solo eso: con las dietas hipocalóricas puedes depurar el organismo y eliminar toxinas y, además, con la dieta de las 1200 calorías es posible reducir factores de riesgo de algunas enfermedades cardíacas, los niveles de azúcar en la sangre y la inflamación. De hecho, es una de las que más se prescriben a personas con obesidad.

Inconvenientes de la dieta

Todas las dietas estrictas tienden a ser abandonadas al poco de haberlas empezado: la dieta de las 1200 calorías para perder peso no es una excepción y tiene tasas de abandono muy altas. Pero, sin duda, uno de los mayores inconvenientes es el tan temido efecto rebote: por eso, es recomendable que, una vez alcances el peso deseado, consultes con el especialista un plan nutricional de mantenimiento para evitar que subas el doble del peso que habías conseguido bajar.

Sin duda, uno de los mayores inconvenientes de esta dieta tan restrictiva es la sensación de fatiga, cansancio extremo y, en ocasiones, mareos; así como sensación de hambre constante en los primeros días de la dieta (se disparan los niveles de grelina y cortisol, hormonas del hambre) ¿Qué hacer al respecto? Dependiendo del nutricionista o dietista que consultes, algunos optan por dar suplementos alimenticios o pastillas para la ansiedad y que reduzcan el apetito.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario